martes, 22 de septiembre de 2009

"PUBLICADO EN TORONTO" DE ERNEST HEMINGWAY (2005)

Como canadiense de adopción, mejor dicho, torontoniana de adopción (jajaja), me hago con todo lo que puedo de esta ciudad y este país.

En este caso, ni más ni menos que los artículos publicados por Hemingway para el "Toronto Star" entre 1920 y 1924, donde muestra su talento como escritor y periodista (¿dónde está la frontera? XD).

Me lo he leído por encima, pero me quedo con estos artículos... porque a mí también me gustan ;-)

ME GUSTAN LOS CANADIENSES ("The Toronto Star Weekly", 15 de diciembre de 1923)
"Me gustan los canadienses.  
Son muy diferentes de los norteamericanos.
Se van a sus casas por la noche.  
Sus cigarrillos no huelen mal.  
Sus sombreros les van a la medida.
Creen de verdad que ganaron la guerra.  
No creen en la literatura.  
Piensan que el arte ha sido exagerado.  
Pero son maravillosos patinando sobre hielo.  
Algunos de ellos son muy ricos.  
Pero cuando son ricos compran más caballos que automóviles.  
Chicago llama a Toronto una ciudad puritana.
Pero tanto el boxeo como las carreras de caballos son ilegales en Chicago.  
Nadie trabaja el domingo. Nadie.  
Esto no me molesta. Solo hay un Woodbine. Pero ¿estuvo alguna vez en Balmoral?  
Si atropella a alguien y lo mata en Ontario, es muy probable que vaya a la cárcel. Así que no se hace. Han muerto más de 500 personas atropelladas por coches en Chicago en lo que va de año.  
Es difícil hacerse rico en Canadá. Pero es fácil hacer dinero.  
Hay demasiados salones de té. Pero es que no hay cabarets.  
Se da una propina de 25 centavos a un camarero, él dice "gracias", en vez de llamar al vigilante.
Permiten que las mujeres viajen de pie en los tranvías. Aunque sean guapas.  
Todos tienen prisa por ir a casa a cenar y escuchar la radio.
Son una gente estupenda. Me gustan los canadienses" 
  Es mucho más... y lo que me queda por descubrir... Aunque en lo de las monedas tiene muuucha razón jajaja

LOS CANADIENSES: SALVAJES Y DOMESTICADOS ("The Toronto Star Weekly", 9 de octubre de 1920)
"(...) En Estados Unidos, el varón medio que viaja de pie en un transporte público tiene una idea muy vaga de Canadá.
Para él, Canadá es la Policía Montada del Noroeste, los deportes de invierno, espacios abiertos y nevados llenos de perros esquimales, el whisky canadiense, los reportajes de las carreras de Windsor, los Woodbine y Blue Bonnets y una firma y dominante pasión de que nadie les endose una moneda de plata canadiense"


Y ahora nos vamos a París, a recordar a Víctor Hugo.

LAS GÁRGOLAS COMO SÍMBOLO ("The Toronto Star Weekly", 17 de noviembre de 1923)
"Sería difícil encontrar un detalle arquitectónico más popular entre los turistas europeos que las gárgolas de Notre-Dame de París. Miles de personas han subido los gastados escalones de piedra para examinarlas con detalle y contemplar después desde arriba el magnífico panorama de la capital francesa. Las gárgolas son figuras agradables, con sus caras sonrientes y perfiles de elfo; todas menos dos. Y esas dos están situadas en el lado nordeste de la torre que mira hacia Alemania. Esas dos son las gárgolas hambrientas. Una está engullendo un largo e infortunado perro, mientras su compañera contempla codiciosamente la tierra donde Francia está ahora acampada"
 

(Todas las fotos están hechas por mí)