lunes, 22 de junio de 2015

"EL DISCURSO DEL REY" + FOTOS DEL ENCUENTRO CON EL PÚBLICO (TEATRO ESPAÑOL, JUNIO - 2015)

Adaptar al teatro una película tan reciente y ganadora de tantos premios como "El discurso del rey" no es tarea fácil. Este drama histórico estrenado en 2010 cuenta la historia de cómo un logopeda ayudó al rey Jorge VI a superar su tartamudez.

El guión y la adaptación original para el teatro son de David Seidler, que consiguió el Oscar y el BAFTA a Mejor guión original por su trabajo. El resto es historia ya que la peli se ha convertido en todo un "clásico reciente" del cine británico.


Se estrenó por primera vez en Londres en 2012 y la versión en castellano corre a cargo de Emilio Hernández bajo la dirección de Magüi Mira, que también es la responsable del diseño de la escenografía.

El resultado es una propuesta minimalista, aburrida y demasiado larga para mi gusto. No me ha convencido nada ya que tengo muy en mente y reciente la película, y estaba deseando que se pasaran las 2 largas horas que dura.

Y como dato curioso, añadir que nunca había visto el Teatro Español tan vacío como cuando fui a ver esta obra. No se por qué será...


Lo único que mereció la pena fue ver a mi amado Adrián Lastra en un papel tan diferente a lo que nos tiene acostumbrados, que para mí y muchos sé que es el principal reclamo para ir a ver este tostón. Y lo borda, como siempre, y más con la complicación que tiene interpretar a una persona tartamuda.

Le acompañan Roberto Álvarez, Ana Villa, Gabriel Garbisu, Lola Marceli y Ángel Savín.




"La voz, la palabra, la elocuencia. El poder de la voz, de la palabra. Un hombre sin palabra es un hombre sin poder.
Las voces que nos rodean, nos abrazan o nos agreden.
La voz de un locutor de la BBC ante millones de oyentes.
Las voces de cien mil espectadores rugiendo en un estadio.
La voz por la radio de los líderes mundiales que mueven masas en el mundo hasta límites insospechados. El poder demencial de la elocuencia de Hitler.
La pérdida de poder de un Rey por su falta de elocuencia.
La importancia decisiva de un terapeuta de la voz como Lionel Logue para fabricar un Rey.
La monarquía que acaba de descubrir su fragilidad y su necesidad de utilizar su voz para entrar en los hogares a través de la radio. Para sobrevivir a toda costa.
La función teatral de la monarquía. Su proximidad al teatro. El Rey como Actor... El Actor como Rey.
La verdad de la amistad entre dos hombres corrientes que luchan por la superación de un simple ser humano ante los retos de la vida.
La verdad de la amistad entre dos hombres corrientes frente al artificio de la representación, frente a la crueldad de la desgracia.
El amor de una mujer como fuerza de vida.
El humor y el amor como terapia para la supervivencia.
El triunfo de la palabra.
"Ser o no ser. Ese es el dilema. ¿Qué es más digno para el alma? Sufrir resignadamente la crueldad de la desgracia, o haciéndole frente acabar con ella?..."" (Magüi Mira, directora)

 

Fotos hechas por mí durante los saludos finales y el encuentro con el público